MAYO DE 1940




Título: Mayo de 1940. Título Original: En mai, fais ce qu'il te plaît. Año: 2015. Duración : 114 min. País: Francia. Diección: Christian Carion. Género: Drama, Nazismo, II Guerra Mundial. Guión: Andrew Bamfield, Christian Carion, Laure Irrmann. Música: Enio Morricone. Reparto: August Diehl, Olivier Gourmet, Mathilde Seigner, Alice Isaaz, Mathew Rhys, Joshio Marion, Thomas Schmauser, Laurent Gerra, Jacqes Bonnaffé. Producción: Nord Ouest, Pathé. Distribución: Golem Films. 


La trama nos traslada a mayo de 1940. Huyendo de la invasión alemana, los habitantes de un pueblecito del norte de Francia toman la carretera, como hacen millones de franceses. Se llevan al éxodo a un niño alemán cuyo padre, un opositor al régimen nazi, ha sido encarcelado en la ciudad de Arras por haber mentido acerca de su nacionalidad. Liberado en el caos que sigue a la invasión, sale a buscar a su hijo acompañado por un soldado escocés que intenta volver a casa...


El cine ha retratado la II Guerra Mundial, desde todos sus puntos de vista, desde el desembarco de Normandía, que tan bien reflejo Spielberg, hasta sus épicas contiendas como, "la batalla de las Ardenas", "Stalingrado", incluso mostró como se decidió el exterminio en "la decisión final", dando paso a la creación de los campos de exterminio como Auschwitz, donde la crueldad se llevo al extremo, "hijos de Saúl", incluso hemos conocido las historias de héroes anónimos como Oscar Schindler, es más hace poco hemos visto como los alemanes se abastecían de wolframio desde las minas gallegas, en el film "lobos sucios"..........la lista es realmente larga, parece que innovar en este campo es casi imposible.

Llega a nuestras pantallas, una nueva historia de la contienda, gracias a "Mayo de 1940", una trama no retratada con anterioridad, contando el éxodo de 8 millones de Franceses, llevándose todo lo que pudieron, ante el avance del ejército alemán, que tomó Francia en apenas 45 días, cinta que sin querer posee cierto paralelismo con nuestra cruda realidad actual.


La historia narra varios temas paralelos, que a medida avanza la trama convergen: Por un lado narra la historia de un resistente alemán Hans (August Diehl) y su hijo (Joshio Marlon), deciden huir a Francia donde esperan encontrar refugio y tranquilidad, en la pequeña ciudad de Arras. Para su desgracia estalla la guerra, truncando esa tranquilidad anhelada, en ese momento, Hans es encarcelado, por haber mentido sobre su nacionalidad, mientras su hijo queda bajo la tutela de la maestra Suzanne (Alice Isaaz), con la que empieza el éxodo, junto al resto del pueblo, sus caminos se separan, pero ¿podrán reencontrase en medio del caos padre e hijo?.

Su director, el francés Christian Carion, especialmente interesado en la representación de hechos históricos, se siente cómodo narrando las historias que conoce, pues sus cuatro películas también tienen que ver con la historia de su familia y su historia personal, desde su primer título "La chica de París" (2001), un homenaje a sus orígenes campestres o "Feliz navidad" (2005), donde empieza su idilio con el conflicto bélico, en este caso la I Guerra Mundial, dos años después rodó "el caso farewell" (2007), un thriller de espionaje basado en hechos reales coprotagonizado por Emir Kusturica, cinta muy galardonada, muy bien recibida tanto por crítica como por el público, parece que todas ellas confluyen en "Mayo de 1940" su cuarta película, acaba siendo un regalo a su madre por su 90 aniversario, aunque basada en hechos reales ,el propio testimonio de su madre, que participo de los hechos, fue crucial para llevar a la pantalla esta historia, de desconfianza, esperanza, coraje, heroísmo, hambre, frío, nostalgia y amor, que tan bien retrata el director francés.

Perfectamente documentada, Christian Carion, construye este drama bélico coral, con gran sensibilidad, llena de verdad una historia, absolutamente creíble, cuya fuerza reside en su sencillez y en la claridad de su relato, convirtiéndose en una historia conmovedora.


Para ello, se ayuda del plano/contraplano, donde las acciones paralelas van alternándose, a la vez que se alterna el tono del film, a veces sombrío, otras cómico, manteniendo en vilo al espectador, que le interesa todo lo que ve, tanto contenido, como forma, gracias a un ritmo dinámico, que no deja ni un momento de respiro al espectador.

El título engancha desde su brillante y duro principio, hasta su final, haciéndolo sin tomar partido, no hay malos ni buenos, solo participantes de la contienda, no es una cinta bélica, sino ambientada en la guerra, narrando los hechos tal y como ocurrieron, con toda su dureza, sin necesidad de edulcorar, centrándose en una historia muy humana, que llena de tristeza la pantalla y de lágrimas los ojos del espectador, al menos conmigo lo consiguió.

Una oda a la vista, por sus hermosos paisajes de fondo, donde los colores tierra predominan, un drama luminoso, desarrollado a plena luz del día ,cosa rara pues los dramas son tristes, oscuros, en su ambientación, para acompañar la historia.


Su música de fondo, pone la piel de gallina, creada por el genio italiano Enio Morricone, cuya inspiración parece inagotable, compone una banda sonora, absolutamente protagonista de la trama, por su lirismo, su fuerza y sobretodo su gran sensibilidad, cuyos temas conmueven, pues llenan de emoción, melancolía, drama y tristeza, las bellas imágenes del film, cuyo fin es animar la marcha lenta del convoy, lográndolo, con unos toques de piano amenizados por la dulzura de los violines, en una travesía hacia la esperanza, hacia una nueva vida.

Deseo destacar dos secuencias de impecable ejecución: La primera el ataque aéreo a una caravana de gente que huye del horror y la segunda el paso de los panzers alemanes por un campo de trigo, dejando unas extrañas marcas en la tierra, pasando a ambos lados del convoy, cuyo mensaje del director es bien claro, la guerra deja huella en todos sus participantes.

Mayo de 1940, es un western moderno, una caravana en vez de compuesta por carretas, la componen coches, en vez de cruzar zonas áridas y desérticas cruzan carreteras rodeadas por hermosos paisajes verdes, un título que disfrutas durante todo su visionado, por sus bellas imágenes, por su música, por su ambientación, por sus actuaciones, por su historia cautivadora.......... una película absolutamente cuidada en todos sus aspectos, arte en movimiento, cine MAYÚSCULO, seguro te dejará una profunda huella.


   


2 comentarios:

  1. Hola Alberto:
    Parece una atractiva película. A mí el asunto de la caravana de coches, el país y el ataque aéreo me ha hecho recordar la adaptación cinematográfica de "Suite francesa" que dirigió Saul Dibb.
    Buena, completa y convincente reseña.
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tus amables palabras, la verdad es q hacer una reseña cuesta lo suyo.
    Sobre tu comentario las dos peliculas aunque enmarcadas en el mismo contexto, no se parecen en nada SUITE FRANCESA la definiría como amor en tiempos de guerra, es una historia de amor, mientras q MAYO DE 1940 nos cuenta un éxodo, con un toque muy sutil de romanticismo, es un PELICULON recomiendo veas. Ya me dirás q te pareció. Un abrazo desde Barcelona

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario :)