CALABRIA (mafia del sur)


Como siempre su título original define mucho mejor la película, pues CALABRIA es una historia sobre almas negras, atormentadas por su pasado, que deberán afrontar un negro destino



Gracias a dios, el cine de vez en cuando nos sorprende, como en el caso de CALABRIA, una película de la que no esperaba gran cosa y en cambio, me doy cuenta, que acabo de ver una película que seguro estará entre las 10 mejores del año.

Un desconocido director italiano Francesco Munzi, a quien voy a seguir muy de cerca, con un soberbio y depurado estilo tan sobrio como seco, digo desconocido porque sus dos anteriores films no se han visto en nuestro país “Il resto della notte” y “Saimir”.

La película se basa en el guion “almas negras”(anima nere) nos retrata magistralmente la violencia sin mostrarla apenas, dejándonos en cambio todo su alcance emocional, mostrando el dolor y la angustia de una familia rota y dividida, lo que me demuestra la gran habilidad de este cineasta italiano.


Nos hace un bonito retrato del paisaje rural italiano, cuya extraordinaria belleza se ve empañada por la sangre de la venganza.

El argumento se desarrolla en Calabria, mostrándonos el marco criminal de esa región dominada por la mafia calabresa.

Esta película, no es la típica película sobre la mafia, con sus matanzas y enfrentamientos entre bandas rivales, en su originalidad estriba su grandeza, sino que sabe mostrar la guerra interna de una familia, el director te hace sentir que formas parte de esa familia y acabas empatizando y sufriendo con ella, como si fuese la tuya propia.


La película es un drama rural, una tragedia, pues la desgracia se aposenta en la familia de la manera más absurda e inesperada, provocada por un acto tan caprichoso como irreflexivo, realizado por el más joven de la familia,  que tendrá fatales consecuencias.

La semilla de la venganza se instala en la familia, cuando asesinan al cabeza de familia dejando tres hijos que deciden tomar caminos bien diferentes en la vida, el mayor se establece en el campo y desea una vida tranquila, sofocando la angustiosa perdida de su padre, con el cuidado de los animales , su hijo, un joven impulsivo, rebelde, será el detonante de la trama, pues una oscura noche ese odio le llevará a demostrar su hombría, su mayoría de edad, disparando contra las ventanas de un bar regentado por los asesinos de su abuelo, un pequeño gesto que tendrá unas consecuencias devastadoras para la familia.


Los otros dos hermanos desarrollan sus actividades en Milán, mientras que uno es un respetado hombre de negocios, aunque estos no sean muy limpios, el otro es un narcotraficante, a la postre será quien muestre una actitud más belicosa en el conflicto contra la familia rival.

El elenco de actores forma un curioso grupo donde encontramos actores profesionales y gentes del lugar totalmente amateurs.

Entre los profesionales deseo destacar a Fabrizio Ferracone, encarna el hermano mayor, el que debe poner orden en la familia sin conseguirlo, entre los amateurs destacaré a Guisseppe Fumo, el hijo joven y temperamental, en el que recae gran parte del peso de la película, ambos realizan unas actuaciones sobrecogedoras.


Una película así no adquiere su fuerza sino es gracias a una gran ambientación, que sabe mostrar las dos realidades italianas, un norte sofisticado, luminoso, corrupto y un sur más primitivo dominado por las mafias.

Calabria es mítica, sucia, realista, sorprendente, retrata a la perfección una historia íntima y oscura pues no han podido soportar la injusta pérdida de su progenitor. Sencillamente BRILLANTE



            


EXCELENTE

0 comentarios:

Gracias por tu comentario :)